MENOPAUSIA | Enfréntate a ella


Menopausia

 

La menopausia (del griego “men” (mes) y ”pausis” (cesación)), se define como la interrupción permanente del ciclo menstrual. Viene acompañada de una serie de síntomas que hacen de ella una etapa diferente en la vida de la mujer. La menopausia no ocurre de forma brusca, sino que es un proceso gradual donde la mujer comienza a sufrir irregularidades en su ciclo menstrual acompañadas de un descenso en la producción de óvulos y de las principales hormonas femeninas (estrógenos y progesterona), que lleva a la disminución progresiva de la fertilidad hasta cesar por completo. Todos estos procesos, así como los síntomas que los acompañan, se notan antes, durante y después de la misma.

 

En esta etapa de la vida, la mujer sufre una serie de cambios somáticos, hormonales y psicológicos que afectan no solo al aparato genital, sino a otras partes del organismo. La mayor parte de los cambios están directamente relacionados con la disminución en la producción de estrógenos. A pesar de la causa común de estos cambios, los síntomas asociados a ellos y su intensidad son diferentes en cada mujer. Muchas requieren de tratamiento médico para aliviar sofocos, alteraciones psíquicas como ansiedad, nervios y depresión, insomnio, deshidratación general de la piel, tendencia a engordar, desmineralización de los huesos, aumento del riesgo cardiovascular, etc.

 

Frente a todos estos síntomas, la nutrición tiene algo que decir. Por eso es importante que la mujer modifique (siempre dentro de una dieta equilibrada y variada) algunas pautas alimentarias para paliar en la medida de lo posible estos síntomas. Existen alimentos y combinaciones de los mismos con demostrados efectos positivos sobre los sofocos, la deshidratación de la piel, la retención de líquidos, el insiomnio, la ansiedad, etc.

 

¡Se puede hacer frente a los síntomas de la menopausia y TÚ debes conocerlos y ponerlos en práctica!